Envían al sur del Edoméx más elementos del Ejército y de la GN tras ataque del crimen organizado




Son 135 efectivos, quienes serán oncentrados en el cuartel militar de la 22 Zona Militar en Tejupilco.


La Sedena desplegará al menos 300 soldados al sur mexiquense para trabajar de manera conjunta y coordinada.



Arturo Callejo


Toluca, México. La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y la Guardia Nacional (GN), han desplazado a la zona sur del Estado de México 135 efectivos, quienes una vez concentrados en el cuartel militar de la 22 Zona Militar, se distribuyeron en sus respectivos municipios para reforzar las tareas de seguridad, esto se da a una semana de que el crimen organizado atacó el punto de operación de la Secretaría de Seguridad del Estado de México ubicado en Sultepec.



Las fuerzas federales se concentran en municipios como el mismo Sultepec, Luvianos, Tlatlaya, Tejupilco, Amatepec, Temascaltepec, Zumpahuacán, Ixtapan de la Sal y Tonatico, por citar algunos.


“Los elementos del Ejército Mexicano y la Guardia Nacional realizarán tareas de disuasión, prevención y acompañamiento a la ciudadanía, realizando trabajos de patrullajes y puestos de seguridad militar disuasivos en los municipios con índices delincuenciales y en coordinación con cuerpos de seguridad estatales y municipales (habrá) recorridos de proximidad social”, citó la 22 Zona Militar.



En este sentido, el Secretario de Seguridad del Estado de México, Rodrigo Martínez-Celis, pronunció que la Sedena desplegará al menos 300 soldados al sur mexiquense para trabajar de manera conjunta y coordinada.


“Este es un tema de delincuencia organizada, es un tema de competencia federal, nosotros nos estamos sumando a la estrategia del gobierno federal. Todos los patrullajes que se realizan al sur de la entidad son coordinados, son conjuntos, incluyendo la Secretaría de Marina en algunos municipios”, citó el Secretario.



Hay que recordar que también la semana pasada, en municipios como Sultepec, Ixtapan de la Sal, Tejupilco, Temascaltepec y Tonatico, por ejemplo, amanecieron mantas que se atribuyó el cártel de “La Familia Michoacana”, amenazando a la corporación que dirige Martínez-Celis.