• MONITOR

Al diablo el covid; abarrotan turistas Santuario de la mariposa Monarca en Valle de Bravo



En Edoméx el único santuario de la Mariposa Monarca que fue cerrado al público por decisión del ayuntamiento y de los ejidatarios, es el de Donato Guerra.



Arturo Callejo


Valle de Bravo, México. Sin importar que el riesgo de contagio a Covid-19, es elevado en el Estado de México, este fin de semana en el paraje Los Saucos, en Valle de Bravo, visitantes abarrotaron los accesos al Santuario de la Mariposa Monarca, lo que fue aprovechado por los lugareños que cobraron la entrada por persona a 100 pesos y el paseo a caballo a 350 pesos por persona. El otro santuario que ya está abierto al público, aunque de manera no oficial, es el de San José del Rincón, al norte de la entidad.


Desde el mes pasado, cuando comenzó a llegar la mariposa proveniente de Canadá, fue abierto al público el santuario de Valle de Bravo, sin embargo, la afluencia de visitantes era baja, por lo que, ejidatarios que prestan el servicio temían una regular temporada y por consecuente mermadas sus ganancias de temporada.


José, uno de los prestadores de servicios del paraje Los Saucos, señaló que en ocasiones los accesos para ver a la Monarca se llenaban de automóviles de los visitantes, quienes al día se contaban hasta mil 500, aunque dejaban mucha basura, reconoció, pero sus ganancias les daba hasta tres meses de sustento a cada una de las 110 familias de la región, ya que el aforo de visitantes perdura hasta el mes de marzo, cuando la Monarca regresa a Canadá.

En este sentido, Gloria Tavera Alonso, directora regional del Centro Eje Neovolcánico de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas, indicó que, si bien, la dependencia que representa no es autoridad, sí percibía altísima vulnerabilidad de que los comuneros lleguen a infectarse de Covid-19, al recibir y tener contacto con tanta gente.


“Las personas no están responsablemente visitando los sitios y eso pudiera ser un posible foco de contagios, entonces, eso lo valora la Secretaria de Salud, sería muy complejo poder controlar el aforo, las personas no están acostumbradas a reservar, simplemente llegan y lo único que hacen es poner en riesgo a la gente que hace la prestación de servicios, porque son gente de las comunidades, sino se siguen los protocolos correspondientes, la vulnerabilidad a la que ponemos a la gente que presta sus servicios es altísima”, advirtió la experta en el fenómeno natural de la Monarca.


Por su parte, la Secretaria de Cultura y Turismo del Estado de México, Marcela González Salas y Petricioli, puntualizó la semana pasada que ya se tenía el permiso de la Secretaría de Salud federal para la apertura de los santuarios de Valle de Bravo y San José del Rincón, por lo que muy posiblemente esta semana se abrirán los santuarios de forma oficial.

El único santuario de la Mariposa Monarca que fue cerrado al público de manera definitiva y por decisión del ayuntamiento y de los ejidatarios, es el de Donato Guerra.