Advierte alcalde electo de Toluca que "no sudará calenturas ajenas"




Dice que Juan Rodolfo Sánchez Gómez, debe pagar a proveedores y salarios rezagados a empleados antes de concluir su administración.



Arturo Callejo


Toluca, México. Raymundo Martínez Carbajal, presidente municipal electo de Toluca, afirma una vez más, que la actual administración de Juan Rodolfo Sánchez Gómez, está en crisis financiera y antes de que termine su mandato, el adherido a Movimiento Regeneración Nacional (Morena) debe pagar a proveedores y salarios rezagados a empleados, pues él no “sudará calenturas ajenas”, “yo no puedo asumir responsabilidades que no me tocan”, indicó el priista.


En la Cámara de diputados del Estado de México, afirmó que esta ciudad capital no está como se dice, por lo que al iniciar su administración, que será el 01 de enero de 2022, se trabajará en temas prioritarios de los que carece el municipio, como es la seguridad, el alumbrado público, bacheo, la recuperación de espacios públicos, como parques y jardines, suministro de agua potable y medio ambiente en general.


“La gente está muy con nosotros, creo que el resultado electoral que obtuvimos en la pasada elección se ve claramente, el entusiasmo que tiene la gente, no solamente por haber votado, más bien, de comprometerse a participar de manera activa, de tal manera que nos vamos a hacer responsables cada quien de la parte que le toca para efecto que tengamos el mejor resultado”, abundó Martínez Carbajal.


A 71 días para que asuma el cargo, indicó que lo proyectado es convertir a Toluca en una “ciudad faro”, que, sin ser la capital del país, se convierta en el espacio donde el “desarrollo demográfico, el desarrollo urbano, las condiciones económicas, el enclave de comunicaciones y de transporte, la convierten en ciudades muy distintas del resto”.


Finalmente, el presidente municipal electo de Toluca, se comprometió a que, en sus tres años de administración, se resolverán los grandes problemas que tiene la capital mexiquense, o al menos se dejarán las bases, aprovechando que el 35 por ciento de la población toluqueña es joven y en plena fase de sus estudios.