• MONITOR

A golpes me acostaba, a golpes me levantaba…


*Fracasan políticas para proteger a las mujeres en Edoméx

Toluca, México. A cinco meses de la boda, todo cambió, él ya no era atento ni dulce, se quitó el disfraz y sacó su verdadera personalidad: un golpeador imparable que todos los días era una amenaza para María, mujer mexiquense de 39 años de edad, que logró sobrevivir a su verdugo tras un matrimonio de dos años.

En el marco del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, ese tema continúa siendo un gran pendiente en la agenda del Estado de México, donde este fenómeno alcanza niveles inaceptables. El maltrato que vivió María, es sólo una pequeña muestra del grado de terror que se continúa ejerciendo en contra de un alto número de ese sector de la población; el feminicidio campea por todo lo largo y ancho de la entidad, que actualmente ocupa primer lugar nacional es ese penoso rubro.

Primero es un empujón, luego bofetadas y finalmente golpizas, te duele el cuerpo pero más el alma, no es sencillo lidiar con el dolor y la vergüenza de formar parte de la estadística de mujeres violentadas, señala la profesionista proveniente de una familia nuclear de clase media, donde nunca hubo abuso en contra de su madre o hermanas.

“Cuando te das cuenta ya estás metida en un círculo vicioso; los golpes e insultos acaban por ‘apachurrarte’ el alma y matarte la dignidad; el abuso sistemático se convierte en un laberinto doloroso, de donde parece imposible salir… el padre de mi hijo, me levantaba y me acostaba a golpes”, relata la abogada originaria de Metepec.

A más de tres años (31 de julio de 2015) de que el Sistema Nacional de Prevención, Atención, Sanción y Erradicación de la Violencia contra las Mujeres, decidió decretar la Alerta de Género en once de los 125 municipios del Estado de México, las acciones puestas en marcha para la protección de la mujer, es un rotundo fracaso.

En la entidad expertos y organismos como la Comisión Ciudadana en el Estado de México, consideran que las cifras de violencia contra las mujeres estén maquilladas, denunciaron que sólo de enero a mayo de este año, se registraron 50 homicidios dolosos que debieron ser considerados como feminicidios, pero la Fiscalía mexiquense se rehusó a aceptar la petición del Ombudsman nacional de calificarlos de esta forma.

Más allá de los discursos, la violencia contra nosotras ocurre todos los días, muchas hemos sido rehenes en nuestro propio hogar, es muy penoso ir a trabajar con la cara golpeada o el cuerpo molido a golpes, apunta María, quien como abogada, dice que emprender la lucha para salir de un ciclo de violencia no es nada sencillo, sobre todo cuando hay hijos de por medio.

La estadística, señala que aunado al feminicidio que es la cumbre de la violencia contra este sector de la población, otro delito que lastima mucho a las mexiquenses es el hostigamiento sexual; en 2017 hubo 12 mil 667 denuncias por violaciones a mujeres en varios municipios, entre los que destacan aquellos que fueron incluidos en la alerta de género.

Asimismo, los asesinatos de mujeres en el estado de México aumentaron en junio y julio. De acuerdo con cifras oficiales, en esos dos meses se cometieron la mitad de todos los feminicidios perpetrados en 2018, con 10 casos en el sexto mes y 15 en el séptimo, una cifra nunca antes vista.

De igual forma, se han recrudecido otras formas de violencia de género, como violación, abuso sexual y lesiones. El Sistema Nacional de Seguridad Pública reportó que en 2018 la Fiscalía General de Justicia del Estado de México ha abierto 51 investigaciones por feminicidio; esos crímenes se perpetraron en 27 municipios. Nezahualcóyotl tuvo la mayor incidencia, con seis. Le siguen Tecámac, con cinco, y Chimalhuacán y Ecatepec, con cuatro cada uno.

En Nezahualcóyotl, Ecatepec y Chimalhuacán se emitió alerta por violencia de género en 2015. En Tecámac no, pero la tasa de feminicidios por cada 100 mil mujeres es de las más altas, con 2.7 casos. Zumpango es otro municipio donde aumentó la violencia de género y no está incluido en la alerta. Este año se han reportado tres casos.

En Valle de Chalco, Villa de Allende, Atizapán de Zaragoza, Chalco, Huixquilucan se han reportado dos casos en este año. En Atenco, Coyotepec, Cuautitlán, Ixtapaluca, Jilotepec, Naucalpan, Nextlalpan, Nicolás Romero, Tianguistenco, Tlalmanalco, Tlalnepantla, Tultepec, Tultitlán, Xonacatlán y Zinacantepec, un homicidio en cada caso.

A los feminicidios se suman 153 homicidios dolosos, por lo que suman más de 200 muertas de manera violenta en la entidad en los primeros siete meses del 2018; en cuanto a las lesiones dolosas contra mujeres, de 35 mil 444 denunciadas este año en el país, 8 mil 954 corresponden al Estado de México, que ocupa el primer lugar.