• MONITOR

Alarmante desabasto en servicios de salud del sur



++Medicamentos y material de curación para hospitalizados deben cómpralo los familiares

Tejupilco, México.- Empleados de las clínicas y hospitales del sur del estado se muestran preocupados por el desabasto de medicamentos y materiales, ya que eso les impide un adecuado servicio, además de que crece la molestia de los pacientes y sus familiares, quienes deben comprar prácticamente todo lo necesario para que se pueda atender a sus enfermos, incluso gasas y alcohol.

La situación se ha denunciado de diversos modos y por distintos canales, dijeron, han notificado por la vía institucional, las denuncias públicas son incontables, pero la situación se agrava, no hay respuesta y los informes de la Secretaria de Salud contrastan con la realidad en las diversas clínicas y hospitales ubicados en el sur del estado.

Médicos y enfermeras hacen lo posible, los pacientes se dan cuenta y algunos comprenden y hasta reconocen y agradecen doblemente el esfuerzo del personal, como Adán Benítez hospitalizado por una fuerte hemorragia interna provocada por una ulcera mal tratada, llegó a la clínica de Luvianos, pero no había ni gasas, ni medicamentos, lo trasladaron a Tejupilco y resultó lo mismo, dijo, tampoco tenían material para curaciones, su familia tuvo que comprar lo necesario.

El problema, denunció, es cuando los familiares no tienen recursos, hay gente tan pobre que puede adquirir ni alcohol, y padecimientos muy serios, operaciones e incluso accidentados, cuya atención es deficiente. Mientras Adán estuvo hospitalizado se percató de los “malabares” que hacen las enfermeras para cumplir su trabajo, algunos que llevan gasas o vendas de más, terminan donándolas para la gente que no puede comprarlas.

En situación similar se pronuncian empleados del Hospital de Luvianos, donde las autoridades reportan que ya fueron subsanadas las carencias y los problemas de la infraestructura, pues fueron difundidas a nivel nacional las deplorables condiciones del edificio, a través de un video donde se mostraba las enormes goteras que prácticamente inundaban la zona de hospitalización y consultorios, sin embargo las carencias aún son evidentes.

Además de las múltiples necesidades y el desabasto, en otros hospitales de la región se han denunciado malos manejos, cobros indebidos, e incluso colusión de personal administrativo y médico con laboratorios y clínicas particulares a donde envían a pacientes argumentando que no sirven los equipos y como urgen sus estudios pues no les queda más remedio que pagarlos, aun cuando tengan derecho a servicio gratis a través del Seguro Popular.